comprar muñecas gorjuss

Historia de las muñecas Gorjuss de Santoro, de Suzanne Woolcott

Gorjuss proviene de «gorgeous», palabra inglesa que significa «maravilloso, precioso”.

Gorjuss, además de ser sinónimo de diseño hermoso y de calidad en sus productos, es también una historia de valor, coraje y autosuperación por parte de su creadora, Suzanne Woolcott. Es importante poder transmitir a los más pequeños, la filosofía que estas muñecas esconden, porque es un ejemplo de buenos ideales y de cómo luchar por conseguir los objetivos que uno se propone en la vida a pesar de las dificultades que se puedan presentar.

¿Quién es Suzanne Woolcott?

La ilustradora Suzanne Woolcott, se define como una chica en los 30 que viste calcetines de rayas y es de Glasgow, Escocia. Está casada, tiene tres hijos y un gato y pasa su tiempo garabateando hojas de papel y tarareando melodías en su cabeza.

Esta magnífica artista ha expuesto sus trabajos por todo el mundo, destacando Los Ángeles, Nueva York o Hong Kong, donde sus muñecas son famosísimas.

En su web, Suzanne narra como siempre ha sido una persona autodidacta a la que le gustaba hacer retratos porque para ella era muy importante captar momentos. Todos y cada uno de los elementos que incluye en sus ilustraciones no son al azar, tienen una razón de ser. Precisamente cuando observamos los dibujos de las muñecas, no podemos dejar de mirarlas con atención, captando cada detalle, cada color, gesto o elemento del dibujo.

La vida de Suzanne no ha sido nada fácil. El coraje es una marca de agua que fluye por toda su obra. A raíz de una enfermedad, lleva mucho tiempo ligada a una silla de rueda, incapacitada para caminar. Largos meses de hospital, muchos sacrificios y un trabajo increíblemente enorme para poder sobreponerse y continuar adelante, aceptando su situación. La creatividad fue su aliado en esa lucha, la ayudó a superar ese reto.

La artista afirma siempre en cada entrevista, sentirse orgullosa de todo lo que ha hecho y creado, de ese universo particular que es Gorjuss. De las personas con las que trabaja y de sus seguidores que la siguen con mucho cariño, apoyo incondicional y lealtad hacia su obra.

Muñecas sin rostro

Las muñecas Gorjuss no tienen ni nariz ni boca, solo unos ojos redondos y negros, pelo largo y unos calcetines a rayas, como los que lleva Suzanne 😉. Para la ilustradora, el poder de sus muñecas es que pueden expresar sin expresar, es decir, las muñecas Gorjuss no tienen boca, se les ha quitado la capacidad de hablar para poder expresar emociones solo a través de los detalles. Un movimiento de pelo, los objetos que envuelven cada composición, los colores, la ropa, etc.

Todas ellas hablan de emoción sin decir una palabra. Con ellas, Suzanne vuelva a su infancia, a revivir esos momentos que marcaron emociones de niña, y no todos bonitos, también existen en ellos emociones negativas como la soledad, el dolor, la inocencia o la añoranza. No hay contexto claro, solo sentimientos y emoción. Ese bombeo de sensaciones continuo que nos hace humanos. Que sean muñecas sin boca es algo intencionado. Suzanne quería centrarse precisamente en esa emoción sin que la expresión de una cara entorpeciese el conjunto.

Santoro London es la empresa que comercializa las muñecas Gorjuss desde que Suzanne se unió profesionalmente a ellos por allá en 2010 y su marido se encarga de la firma y la parte más comercial. Una unión que ha deparado muchos éxitos a Suzanne y que esperamos que perdure y nos siga ofreciendo nuevas ilustraciones y productos como los que tenemos en nuestra web.

¿Queréis echar un vistazo? ¡Adelante, el mundo de las muñecas Gorjuss es maravilloso!

Visita nuestra tienda de Estuches Gorjuss y otros Artículos de las Muñecas Gorjuss:

4 comentarios en “Historia de las muñecas Gorjuss de Santoro, de Suzanne Woolcott”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *